Como hacer flamenquines caseros

Como hacer flamenquines caseros

cocina

Wikipedia

Ya aprendimos a preparar unos auténticos flamenquines, una receta de carne que siempre tiene éxito entre los niños. En esta receta vamos a experimentar con el pescado. Los langostinos y el lenguado, u otros pescados blancos y limpios como el panga o el rosado, nos servirán para hacer unos flamenquines marineros. A ver si con esta receta los niños se hacen más amigos del pescado.

1. En una sartén ponemos un poco de aceite de oliva y salteamos el calabacín pelado y la cebolla, todo bien picado. Cuando estén hechos, añadimos las gambas peladas y troceadas con una pizca de sal. Dejamos enfriar la mezcla.

Flamenquines cordobeses

Rollo fino de cerdo con jamón y huevoLos flamenquines se suelen servir como tapa, pero yo los suelo comer como plato principal de una cena ligera en casa de unos amigos en la ciudad andaluza de Andújar, que está rodeada de hermosos campos de girasoles en plena floración en septiembre. También se pueden hacer con carne de vacuno en lugar de cerdo, y a algunas personas les gusta añadir rodajas de queso. Sea cual sea el ingrediente que elija, estos rollos son inolvidables.

Recetas andaluzas:    Los romanos enseñaron a los andaluces a cultivar el trigo y la vid y a utilizar el pescado de los mares para producir el mejor «garum» del imperio. Los árabes enseñaron a los andaluces a cultivar frutas y verduras. Utilizaron sistemas de riego y mejoraron el cultivo de olivos y la producción de aceite. Además, griegos, fenicios, cartagineses y visigodos dejaron su huella en el arte, la ciencia, la cultura y la gastronomía de Andalucía.

Salmorejo

Ya aprendimos a preparar unos auténticos flamenquines, una receta de carne que siempre tiene éxito entre los niños. En esta receta vamos a experimentar con el pescado. Los langostinos y el lenguado, u otros pescados blancos y limpios como el panga o el rosado, nos servirán para hacer unos flamenquines marineros. A ver si con esta receta los niños se hacen más amigos del pescado.

1. En una sartén ponemos un poco de aceite de oliva y salteamos el calabacín pelado y la cebolla, todo bien picado. Cuando estén hechos, añadimos las gambas peladas y troceadas con una pizca de sal. Dejamos enfriar la mezcla.

Wikipedia

4. Para rebozarlos, pon tres platos seguidos. Uno con harina, otro con huevo batido y el tercero con pan rallado. Pasar los panecillos por los tres platos. Primero la harina, luego el huevo y por último el pan rallado. Si crees que se van a deshacer, puedes asegurarlos con un palillo.

5. Fríe los panecillos con aceite de oliva virgen extra muy caliente. Primero por un lado y cuando estén dorados, por el otro. Al freír con Aceite de Oliva de España obtendrás el resultado perfecto. ¡Tus flamenquines cordobeses estarán tiernos por dentro y crujientes por fuera!