Puntas de solomillo en salsa de almendras

Puntas de solomillo en salsa de almendras

cocina

Bistec de punta de res

Enciende la parrilla para esta fácil receta de puntas de res a la parrilla. Las tiernas puntas de buey se impregnan con una sencilla marinada de bourbon y se asan a la perfección para obtener una comida digna de un restaurante. Esta sabrosa receta de carne es rápida de preparar y está cargada de sabor.  Este post es una colaboración con Beef. It’s What’s For Dinner. en nombre de Beef Checkoff. Recibí una compensación, pero todas las opiniones son mías.

Me encantan las puntas de filete. Mi familia se vuelve loca por las puntas de bistec marinadas de nuestro carnicero local, así que quise crear mi propia versión casera. Estas puntas de filete con infusión de bourbon resultaron tiernas y deliciosas y fueron muy fáciles de hacer. Me encanta cualquier excusa para cocinar al aire libre. ¡A esta chica le encanta la parrilla! Sin mencionar que la limpieza es muy fácil. Acompaña estas puntas de filete con judías verdes o espárragos a la parrilla y tendrás una comida completa lista en menos de 20 minutos. Sin embargo, si tienes una buena sartén para asar o una parrilla de interior, ¡puedes asar estas sabrosas puntas de filete durante todo el año!

Si nunca has probado las puntas de bistec, estás de enhorabuena. Las puntas de bistec suelen cortarse del solomillo. Sin embargo, las puntas de filete se pueden cortar de cualquier parte de la vaca. Puede encontrarlas empaquetadas en las tiendas de comestibles como puntas de solomillo o puntas de lomo. Parece que la diferencia en las preferencias de corte varía según la región.

Receta de filete de solomillo

Imprimir recetaSin glutenSin lácteosEntero30PaleoLos bocaditos de filete fáciles hacen que comer filete sea cómodo y delicioso. Este filete es del tamaño de un bocado, por lo que se puede comer con un tenedor, y está cubierto de mantequilla de pasto y ajo para darle mucho sabor.

Me encantan estos pequeños bocados de filete, sobre todo porque son increíblemente versátiles y se pueden comer fácilmente para el almuerzo, la cena o como un aperitivo. Ah, y porque hacen que el filete parezca un poco menos intimidante.

Aunque sé que el filete tradicional es fácil de preparar, a menudo puede parecer intimidante porque a menudo se ve como «elegante». ¿Pero estos bocados de carne? Son CASUALES y no podrían ser más fáciles de preparar. De hecho, sólo requieren 10 minutos de trabajo, lo cual es sorprendente.

Los bocados de carne son esencialmente trozos de carne del tamaño de un bocado. Como son del tamaño de un bocado, no necesitas un cuchillo para comerlos. En su lugar, sólo tienes que comerlos con un tenedor y apreciar el hecho de que ya están cortados para ti.

Corta el filete: Este podría ser el paso más importante porque la forma en que se corta el bistec es la forma en que se distingue el bistec normal de los bocados de bistec. Asegúrate de utilizar un cuchillo afilado y corta el filete en cubos de 1″. Una vez más, quieres que sean del tamaño de un bocado para que cuando los comas (o los sirvas), puedas comerlos con un tenedor en lugar de con un tenedor y un cuchillo.

Bocados de aperitivo de filete

Enciende la parrilla para esta fácil receta de puntas de bistec a la parrilla. Las tiernas puntas de buey se impregnan con una sencilla marinada de bourbon y se asan a la perfección para obtener una comida digna de un restaurante. Esta sabrosa receta de carne es rápida de preparar y está cargada de sabor.  Este post es una colaboración con Beef. It’s What’s For Dinner. en nombre de Beef Checkoff. Recibí una compensación, pero todas las opiniones son mías.

Me encantan las puntas de filete. Mi familia se vuelve loca por las puntas de bistec marinadas de nuestro carnicero local, así que quise crear mi propia versión casera. Estas puntas de filete con infusión de bourbon resultaron tiernas y deliciosas y fueron muy fáciles de hacer. Me encanta cualquier excusa para cocinar al aire libre. ¡A esta chica le encanta la parrilla! Sin mencionar que la limpieza es muy fácil. Acompaña estas puntas de filete con judías verdes o espárragos a la parrilla y tendrás una comida completa lista en menos de 20 minutos. Sin embargo, si tienes una buena sartén para asar o una parrilla de interior, ¡puedes asar estas sabrosas puntas de filete durante todo el año!

Si nunca has probado las puntas de bistec, estás de enhorabuena. Las puntas de bistec suelen cortarse del solomillo. Sin embargo, las puntas de filete se pueden cortar de cualquier parte de la vaca. Puede encontrarlas empaquetadas en las tiendas de comestibles como puntas de solomillo o puntas de lomo. Parece que la diferencia en las preferencias de corte varía según la región.

Puntas de bistec ennegrecidas

Imprimir recetaSin glutenSin lácteosEntero30PaleoLos bocados de filete fáciles hacen que comer filete sea cómodo y delicioso. Este bistec es del tamaño de un bocado, por lo que se puede comer con un solo tenedor, y está cubierto de mantequilla de pasto y ajo para darle mucho sabor.

Me encantan estos pequeños bocados de filete, sobre todo porque son increíblemente versátiles y se pueden comer fácilmente para el almuerzo, la cena o como un aperitivo. Ah, y porque hacen que el bistec parezca un poco menos intimidante.

Aunque sé que el filete tradicional es fácil de preparar, a menudo puede parecer intimidante porque a menudo se ve como «elegante». ¿Pero estos bocados de carne? Son CASUALES y no podrían ser más fáciles de preparar. De hecho, sólo requieren 10 minutos de trabajo, lo cual es sorprendente.

Los bocados de carne son esencialmente trozos de carne del tamaño de un bocado. Como son del tamaño de un bocado, no necesitas un cuchillo para comerlos. En su lugar, sólo tienes que comerlos con un tenedor y apreciar el hecho de que ya están cortados para ti.

Corta el filete: Este podría ser el paso más importante porque la forma en que se corta el bistec es la forma en que se distingue el bistec normal de los bocados de bistec. Asegúrate de utilizar un cuchillo afilado y corta el filete en cubos de 1″. Una vez más, quieres que sean del tamaño de un bocado para que cuando los comas (o los sirvas), puedas comerlos con un tenedor en lugar de con un tenedor y un cuchillo.